miércoles, 15 de julio de 2009

La Agenda

Fundamental para la madre 2.0 mantener una agenda diaria, electrónica of course, aunque el gusto por el papel a mí no me lo quita nadie.
Al principio puede parecer una lata, pero anotar absolutamente todo en la agenda ayuda de manera increíble a no olvidar reuniones de apoderados, cumpleaños de los compañeros de los hijos (con la consiguiente compra de regalos) y pagos de cuentas.
Anotar cada gasto para ordenar el presupuesto mensual.
Anotar cada vez que nos damos cuenta que nos falta algo en la despensa.
Anotar cualquier receta rápida o tip casero que escuchemos o leamos por ahí.
Yo anoto cada vez que viene la señora del aseo,cuanto le paso para micro, cuanto le adelanto si me pide, cuanto le resto si falta. Importantísimo cuando tienes una nana as para las matemáticas a su favor.
Anotar la mesada de los hijos, aunque siempre nos pasamos en ese ítem.
Tener todo anotado en un sólo lugar nos ahorra andar buscando papelitos dispersos en la bolsa de la basura o en alguna cartera. Además sacamos de nuestra ultra exigida cabeza un montón de datos que quedan almacenados en la agenda para cuando los necesitemos.
Es increíble lo que nos ayuda la agenda a obtener tiempo extra para meternos a FB, a twitter, al blog, a buscar y aprender lo que se nos ocurra en la red.
Tiempo ganado en el quehacer doméstico es tiempo extra en internet.

Dato: yo uso una agenda grandota en mi velador y jamás, pero jamás, la saco de casa o corro el riesgo de perder datos valiosos. Cuando salgo sólo llevo una de esas libretitas minúsculas por si debo anotar algo en la calle. Y nos evita andar con peso extra.

5 comentarios:

José Luis Contreras Muñoz dijo...

He perdido el hábito de usar agenda,a pesar de lo útiles que son

Mónica de los Siete Infiernos dijo...

Yo sigo anotando todo en mi cabeza. Pocas veces me falla. Y cuando lo hace, me gusta pensar que lo hizo por una razón que yo desconozco, pero es buena.

Me he dado cuenta que mis olvidos son siempre intencionales xD

cdlr dijo...

Nunca pude usar las agendas, tal vez me faltó un maletín para cargarla ...

p.d.
qué sorpresa ¡¡¡ menos mal que soy curioso y pude llegar aquí ...
Saludos

Mariana dijo...

Tienes toda la razón!!!! yo soy una amante del papel (no en balde trabajo restaurando papel), me encantan las agendas, Libretas, cuadernos, etc. Y además no corro el riesgo de que se muera la memoria, se me pierdan los datos en el celular, etc.

omar dijo...

Me gustan las agendas, escribo en ellas desordenadamente y ningún dato o cita de importancia.
Saludos